Objetivo
 Material
 Secuencia
 Precauciones
 Cuidado posterior

ilustraciones



Objetivo
  • Mantener la permeabilidad de las vías aéreas del paciente y favorecer el intercambio gaseoso.

  • Facilitar la expulsión de secreciones traqueobronquiales.

  • Prevenir bronco-aspiración.



Material



Secuencia

  • Identificar al paciente.

  • Informarle sobre  el procedimiento a realizar, siempre que sea posible.

  • Solicitar su colaboración siempre que sea posible.

  • Bajar la cama, dejándola completamente horizontal; retirando el cabezal separándola de la pared.

  • Retirar la almohada, colocando al paciente en decúbito supino con la cabeza en hiperextensión.

  • Lavarse las manos y colocarse guantes.

  • Aspirar secreciones bucofaríngeas (según técnica).

  • Administrar la medicación indicada para sedar o relajar al paciente, si éste está consciente.

  • Facilitar al facultativo el material de ventilación, laringoscopio, tubo endotraqueal revisado y lubrificado y pinza de Magill.

  • Una vez introducido el tubo endotraqueal, inflar el balón de neumotaponamiento con la jeringa.

  • Marcar con un rotulador la parte proximal de la entrada en nariz o boca.

  • Para fijar el tubo, rodear éste con material de esponja adhesivo, dejando el adhesivo hacia fuera. Colocar cinta de fijación sobre el adhesivo, haciendo doble nudo.

  • Llevar ambos extremos de la cinta, bien hacia detrás de la cabeza, por encima de las orejas y anudando en un lateral, o subir ambos extremos hacia la frente fijando con esparadrapo.

  • Comprobar la correcta ventilación de ambos campos pulmonares.

  • Colocar al paciente en posición cómoda y correcta.

  • Recoger, limpiar y ordenar el material utilizado.

  • Quitarse los guantes y lavarse las manos.

  • Anotar en Plan de Cuidados la técnica realizada.



Precauciones

  • Comprobar que el paciente no lleva prótesis dental.

  • Si el paciente lleva sonda nasogástrica, conectar a bolsa y colocarla en declive.

  • Comprobar el tapón de neumotaponamiento del tubo endotraqueal, antes de implantarlo para detectar posibles fugas.

  • Vigilar posibilidad de desinflado del balón.

  • El aumento de la presión del balón del tubo endotraqueal, es motivo de lesiones traqueales.



Cuidados posteriores

  • Prevenir posibles lesiones cutáneas, en nariz y pabellón auricular.

  • Vigilar posibles desplazamientos del tubo.

  • Observar la constante permeabilidad del tubo endotraqueal.

  • Mantener la higiene bucofaríngea (según técnica).

  • Alternar la fijación del tubo endotraqueal.

  • Evitar la sequedad de los labios, mediante un protector labial.

  • Vigilar durante la alimentación, que el balón esté inflado.

  • Observar el monitor cardíaco para detectar la aparición de arritmias.



Intubación endotraqueal: preparación y cuidados
Manual de Técnicas y Procedimientos de Enfermería

sitemap